Etiquetas

,

El homenajeado, Horacio López Becerril, flanqueado por Edgar del Bosque y Daniel Goñi, entrañables amigos y testigos de tan emotivo momento.

El homenajeado, Horacio López Becerril, flanqueado por Edgar del Bosque y Daniel Goñi, entrañables amigos y testigos de tan emotivo momento.


TLALNEPANTLA | Agustín Gelista García

De plácemes en Tlalnepantla, ya que por un lado celebran el LXVIII Aniversario de la proclama como Ciudad, además de festejar con tremendo ánimo y alegría el “Día del Charro”, lo que es altamente significativo, asimismo, Daniel Vergara Aguilar -PUA- mexiquense-, refirió a la Alcaldesa, Denisse Ugalde Alegría, que en breve podrá trascender la charrería como Patrimonio Cultural Inmaterial y el gozo, extraordinario, pues población, funcionarios y charros encantados con las buenas noticias, que se dieron en el marco de competencia en el lienzo charro “Adolfo López Mateos” de la localidad.

Un lleno como pocas veces, en entusiasmo desbordante y la unidad latente, a la convocatoria de la charrería, en la que además de competir escuadrones muy emblemáticos, como Rancho La Palma, la MAC de Naucalpan y Venancio Ugalde de Tlalnepantla, el entorno fue motivo para brindar sentido reconocimiento a un charro con presencia e historia sublime, Horacio “Vaquero” Becerril López, a quien la FMCh otorgó la “Espuela de Oro” por su trayectoria fructífera en éxitos, además de su ejemplar aportación al deporte a caballo, a la niñez y juventud, a quienes deja un legado excepcional de experiencia y entrega por el deporte que es tradición, cultura y de México para el mundo.

“La tierra de enmedio” -Tlalnepantla-, motivo de unidad y alegría que mostraron en la fiesta charra conmemorativa, dado que desde 1932 por decreto del Presidente Abelardo L. Rodríguez, se instituyó el 14 de septiembre como “Día del Charro”, pero festejar no es poco para la comunidad, pues la bisnieta de Venancio Ugalde -Denisse Ugalde-, anuncio una serie de motivos, “68 años como entidad importante, municipio de gran desarrollo industrial, es orgullo para todos, asimismo limitar en la demarcación los embates delincuenciales, en el ánimo de unir y hacer más fuerte a la entidad que tiene historia, cultura y un signo destacado en el ámbito municipal y territorial del país, con sus 19 pueblos que conforman el mapa de Tlalnepantla”.

Ella -Denisse-, fue la encargada de entregar el reconocimiento a Don Horacio López Becerril -“Espuela de Oro” y placa alusiva a su gran trayectoria, que fue muy ovacionada por los presentes, entre ellos, Edgar del Bosque -Candidato a la Presidencia de la FMCh-, Lic. Daniel Goñi Díaz, gran amigo de la Nacional de Charros, al Lic. Arturo Jiménez Mangas, Presidente de la Decana, Dr. Alejandro Nava, los anfitriones, Laurita I -Reina de la Unión, Andrea, Reina de la agrupación General Manuel Ávila Camacho, Lic. Álvaro Vergra Martínez, Daniel Vergara Aguilar y los equipos que entrarían en contienda deportiva, al final ganó la Venancio Ugalde, 304 puntos, por 227 de Rancho La Palma y 196 de Naucalpan, con gran ambiente en el graderío.

El homenajeado tuvo un marco excepcional de amigos de la Decana, donde él ha trascendido deportivamente y como en todos lados, se ha ganado el aprecio y reconocimiento a su capacidad, talento y experiencia deportiva, aunque ahora superar los setenta abriles y los recuerdos quedan ahí, la satisfacción ahora, al recibir tan hermosa presea y digno merecimiento; esto lo reafirmó el Lic. Jiménez Mangas, ya que la familia charra es toda, no tiene límites, sino ampliaciones y Horacio López es de todos, orgullo para los suyos y sus amigos, agradeció la deferencia y los aplausos fueron el estruendo amable en el lienzo charro.

Así como Tlalnepantla estará de celebración, por su LXVIII Aniversario de fundación, Daniel Vergara abundó que la satisfacción del trabajo será grande, cuando se cristalice el anhelo de que la charrería sea Patrimonio Cultural Inmaterial este 14 de septiembre, en el Congreso mexiquense, serán entonces 15 estados blindados y con apoyo gubernamental; Denisse Ugalde señaló al respecto, que la charrería como deporte nacional, tendrá total respaldo de las autoridades y que probablemente el año próximo con una competencia de mayor jerarquía festejen un año más y en el seno de la charrería, con toda la familia de la entidad, con quien trabajan brazo con brazo.

Una competencia sobresaliente

También animó mucho el ambiente -con banda-, la competencia -que tuvo honores al lábaro patrio e Himno Nacional-, que abrió con la cala Rancho La Palma, a cargo de Israel Fragoso, cumplió con 28 unidades; por su parte, Román Díaz -por la agrupación General Manuel Ávila Camacho-, intentó lo propio, sólo que su cabalgadura se negó y le descalificaron, en tanto Álvaro Vergara aportó 27 puntos a la Venancio Ugalde; los piales, como motivo espectacular, Miguel Fragoso -Las Palmas-, cuajó uno de 25 buenos y Ubaldo López se despachó uno de 28 totales, mal la MAC, que no pudo consumar la suerte.

A la par de las faenas charras, el ballet folclórico “Xokpalli”, deleitó con cuadros regionales al público y cerraron con el Jarabe Tapatío, pieza singular en el ámbito, además de haber apreciado la elegancia de sus bailables de Veracruz, Jalisco, Chiapas y otras entidades, a ellos, a la Banda de Guerra del Municipio, a la banda musical, muchas gracias y el más amplio reconocimiento a su aportación de buen ambiente, alegría y convivencia, so parte inalienable de nuestro folclor y festividad auténticamente mexicana y más en este mes patrio. ¡Viva México!

En la suerte del coleadero cada equipo llevó “agua a su molino”, con mejores dividendos para los anfitriones; los parciales señalaban: La Palma, 70 puntos, MAC de Naucalpan, 50 tantos -pues ellos no pusieron pial y les descalificaron la cala-; para la “VU” de Tlane, 125 buenos. Los jineteos y ternas fueron de acuerdo a los cánones, pero sin despegar mucho. La Palma, 108 de cuenta, MAC, 103 y “VU” 176 tantos. La espectacularidad no menguaba, era bueno por el entusiasmo que promovió en el público, el ambiente festivo prevaleció hasta el final.

Para las manganas, la expectación, pues por Rancho Las Palmas, Francisco Portuguez puso una de 16 totales; a caballo, se lució el zurdo, Oswaldo Muñoz, la inicial de 23 y la última de 27, 50 a la cuenta y previo al paso iban con 227, cifra que signaron, pues el pasador Carlos Méndez se le “salió la yegua” y así quedaron, 227 y ya.

La asociación General Manuel Ávila Camacho tuvo en Miguel Becerril a un baluarte, en las de a píe cuajó dos y aportó 44 de cuenta, lo malo fue que iban muy abajo; en las de a caballo, Miguel Ángel “Polito” Espinosa cuajó dos más, 42 de cuenta y su marca era de 196 puntos y Pedro Becerril falló en el paso, cerraron en los mismos 196 totales.

Como quiera que sea los de casa tenían a su favor la cuenta y al público, por lo que Alejandro Torres aportó 18 en la ineteada de yegua, para que Daniel Vergara cuajra dos estupendos “tirones del ahorcado”, sumó 48 tantos a la causa y en las de a caballo, Rogelio Becerril puso las tres -fallaron los arreadores- y le contaron sólo dos, para aportar 39 de cuenta -iban en 282- y el paso muy bien realizado en el primer cuarto por Alex “ahijado” Torres, fue de 22 y cerraron en los 304 totales.

Una fiesta total, redonda, con muchos motivos para celebrar, el más significativo, la probable proclama de Patrimonio Cultural Inmaterial de la charrería mexiquense, además de los 68 años de fundación de Tlalnepantla.

Anuncios