Etiquetas

Todos se convirtieron en triunfadores en la Olimpiada Nacional 2016

Todos se convirtieron en triunfadores en la Olimpiada Nacional 2016


CIUDAD DE MÉXICO | Agustín Gelista García

Un momento ideal vive la juventud charra, porque han tenido su escaparate, además brillante escenario, porque fueron eventos de competencia únicos, desde el realizado de Tepatitlán, Jalisco, en el “viejo” lienzo de Tepa, todo un emblemático cobijo a los más pequeños, en el XXIV Campeonato Nacional Charro Infantil y de Escaramuzas, así, uno a uno se distinguió y sobresalió con sus méritos, cualidades y talentos propios, ello es grandioso para cualquier deportista, más aún para ellos, que en naciente proyección dieron rienda suelta a sus emociones y contagiaron al público que los apoyó, les ovacionó cada suerte y faena, ¡empezaron a ser grandes!

Luego, acudieron a la Olimpiada Nacional en dos categorías -B y Juvenil, ya mayores-, en estricto apego a la normativa de CONADE y lineamientos que rigen al deporte nacional, esta vez la sede fue el lienzo de Dorados de Oaxtepec, en Morelos; no fue la excepción, una vez más volvieron a brillar esos adolescentes, en cuya incipiente carrera mostraron sus atributos, heredados o naturales, destacaron, dejaron huella de sus anhelos de triunfo, con lealtad, transparencia y equidad, claro que en la contienda deportiva unos dominan más que otros, trascendieron ya los ganadores de medallas en bronce, plata y oro, un orgullo para ellos obtener tan hermosas preseas.

Recientemente, la Federación Mexicana de Charrería abrió una opción más, el Campeonato Nacional Charro y de Escaramuzas, Juvenil y Sub-21 evento en el que tuvieron su sector exclusivo los adolescentes con mayor dominio y aptitud en el deporte charro; de esta manera está cubierto el entorno y género del deporte a caballo, porque damitas charras y jóvenes charros, conjugaron sus cualidades y surge a la palestra Selección Jalisco -en sub-21-, cuyo conjunto lo integran elementos muy destacados -Diego Ibarra, Campeón Nacional Charro Completo, José Andrés “Chiringas” Aceves, Campeón Nacional Charro completo anterior y con ellos Ricardo Yáñez, subcampeón nacional en colas-, un portento de representativo, quizá de lo que actualmente es la charrería jalisciense.

No menos méritos los jóvenes de Rancho El 50, de Veracruz -en categoría juvenil-, cuyo espíritu indomable y la casta propia de su edad, les impulsó fuertemente con coraje aunado a talento, ubicación emocional ante la presión a dar su mejor esfuerzo; temblaron ante el público que los motivó siempre, pero cumplió mejor cuando cada uno de ellos dio lo máximo ante la exigencia y luego disfrutaron enormemente el triunfo, sólo ellos y sus familias saborearon lo que es la victoria, enhorabuena.

Manifestaciones de talento y formación deportiva sólida

El Campeonato Nacional Infantil -“Malena Lucio”, del 14 al 31 de julio., sirvió para que cientos de niños en las categorías, Dientes de Leche -hasta 10 años-, “A” -hasta los 13 años-, “B” -hasta los 16 años- y Juvenil hasta los 18 años-. Estas edades son reglamentarias y por ningún motivo se deberán alterar. En Tepatitlán, Jalisco, hubo gran fiesta, porque una gran mayoría de niños gozaron -en pleno tiempo de vacaciones-, brillaron muchos exponentes, al final cumplieron todos muy bien y esto es porque las puntuaciones van al a la alza, lo que significa el adelanto que sostienen en todos los sectores y eso muy halagador, además de satisfactorio.

Es menester señalar que la labor y organización por parte de la FMCh es positiva, de respeto y atención a los niños y jóvenes, quienes muestran sus cualidades y formas limpias de conducirse, no enturbian nada, eso lo hacen los de “pantalón largo”, que nunca está de acuerdo con nada, ni con nadie, además de las fallas de personas que asumen un puesto directivo y no lo ejercen, no son responsables, pero en lo general un éxito más que deberá tomarse en cuenta y no descuidar estos rubros.

Elocuente participación de los más pequeños -dientes de leche-, muy significativa la competencia; los que provocaron impacto mayor fueron los charros del sector “A”, en el que Tres Potrillos -una institución que prepara bien a los niños-, dio origen al bi-campeonato nacional además de establecer una puntuación difícil de equiparar -384 puntos-, título en mano, para el segundo, Selección de Nuevo León -pujante y entregado representativo-, 280 unidades y tercero en la contienda, Villa del Carbón, con 193 totales. Lo más importante, que todos mostraron su máximo esfuerzo para cumplir objetivos.

En cuanto a las escaramuzas, también alentador ver los adelantos de ellas; en la categoría “A”, México Mío, campeonas nacionales, ganó por escaso margen- 227.33- a Charra de Chiapas, que fue segundo lugar, con 226 tantos y en tercero, Rancho Nuevo, 215.33 puntos. Por lo que corresponde al sector “B”, Charra de Chiapas se mostró una vez más, ganó el primer lugar, con 272.66 puntos, segundo, Perla de Occidente, 254 y El Porvenir, con 222 totales. Todo en gran ambiente y llenos constantes en el emblemático lienzo “viejo” de Tepatitlán.

La Olimpiada Nacional un nuevo reto para muchos jóvenes

Indudable que participar fue para varios representativos un reto, porque acudieron a la primera fase de la etapa nacional (final del ciclo de eliminación: Municipal, estatal, regional y nacional); un reto a cumplir ésa regionalización que suele darse en los equipos, porque cada quien desea defender sus raíces y origen, motivos quizá por los que se originaron competencias de alto rango, les exigía para pasar a la segunda fase (clasificatoria a la final) y poder acceder al medallero, la expectativa creció y las emociones fuero múltiples, con aderezo de unidad, hermandad y convivencia, independientemente de la disciplina y las normas y lineamientos impuestos por CONADE.

Para las escaramuzas, misma condición de competencia, lo mejor que todo fue espléndido, además porque se premiaron varios conceptos, tales como: Flor, Agrupación, Cruce, Escalera y Abanico para la categoría “A” y fue esquema para lucirse y trascender, por cuanto hace a armonía, ritmo, destreza para cumplir con sus doce ejercicios obligatorios y vaya que hubo estruendo al saberse triunfadoras.

En el sector Infantil “A”, en Flor, concepto de belleza y agilidad, el estado de México ganó Oro, la plata para Chihuahua y el bronce a Chiapas; en Agrupación, en el que luce la armonía y unidad, Selección Jalisco, estado de México, plata y Chihuahua, bronce. Cruce, un concepto dinámico, a velocidad, el estado de México, Oro, Jalisco, plata y Chiapas, el bronce.

La Escalera, concepto de orden y disciplina deportiva, el estado de México, Oro, Jalisco, plata y Chiapas, bronce; finalmente, el Abanico, el despliegue en armonía con sus cabalgaduras, ritmo y velocidad en concordancia, Selección Chihuahua, Oro, Jalisco, ganó plata y estado de México, bronce.

En la categoría Infantil “B”, el concepto Escalera, CDMX ganó Oro, Aguascalientes, plata y Jalisco, bronce; en Coladera, Selección de Aguascalientes, Oro, Hidalgo, plata y Chiapas, bronce; Abanico, Chiapas, Oro, Hidalgo, plata y San Luis Potosí, bronce, en Giros, Selección de Chiapas, Oro, CDMX, plata y Puebla, bronce.

Correspondiente a las selecciones:

Categoría “A”: Primer lugar, Chiapas, segundo, estado de México y tercero, Jalisco; en la “B”, Chiapas, Jalisco e Hidalgo y en el mismo orden, Oro, Plata y Bronce, respectivamente.

En cuanto los varones: Oro, Plata y Bronce, de acuerdo a posiciones:

En categoría “B”: Primer lugar, Selección Jalisco, 401 puntos; Selección Yucatán, 332 puntos y tercero, Selección Morelos, 257 puntos.

En categoría juvenil: Primer lugar, Zacatecas, 335 puntos; segundo, Jalisco, 298 puntos y tercero, Morelos, 200 puntos En mucho se advierte que las calificaciones se han incrementado, se debe a mayor fogueo, experiencia y capacidad, eso es muy bueno, porque es la base de formación de personas de bien, que el día de mañana han de ser buenos profesionistas, hijos y padres de familia. Enhorabuena por los éxitos, es apenas el comienzo de sus vidas y habrá mañana, sin duda.

Mayor madurez y presencia competitiva en Tlajomulco de Zúñiga, Jalisco

Con la participación de 35 equipos charros, doce de escaramuzas y más de 20 charros completos, en el lienzo “Nito” Aceves, en Jalisco, dieron muestra del alto nivel competitivo, mayor madurez en los contendientes y sobretodo, un digno espectáculo, en el que como siempre participa el aficionado conocedor y exigente, las familias de los competidores y en lo general un público que conoce el ambiente, además que estimula a los jóvenes con su apoyo y porras, muchas porras, porque también se defendía la regionalización al ser Campeonato Nacional Charro y de Escaramuzas “Jesús Aceves Barba”, Juvenil y Sub-21.

Inició el pasado 9 de agosto y culminó el domingo 14, con grandes resultados, que además de enaltecer lo que es la charrería, manifiesta la valía de la juventud mexicana, de nuestros jóvenes que buscan en el deporte un medio de formación, de competencia y así aprenden a realizarse como seres humanos, toda vez que muchos de ellos ejercen como profesionistas o están en vías de lograr el éxito social y cultural o bien como empresarios, pero existe una respuesta y ellos la dieron con creces.

Las reseñas han llenado páginas de oro y están en todos los medios especializados, pero vale la pena recordar lo que hicieron y como trascendieron; en resumen, en el charro completo juvenil:

1er. lugar, Ricardo Yáñez Vázquez, con 178 puntos; 2do.- José Ma. Vizcarra del Toro, 163 y 3ro.- David Padilla Estrada, 162 totales; en la Sub-21: Diego Ibarra Miranda, 254 puntos; 2do.- José Andrés Aceves A., 207 y 3ro.- Víctor Hugo de la Torre, 151 totales.

De esta manera fueron proclamados primeros Campeones Nacionales de sus respectivas categorías, dignos representantes y triunfadores a toda ley. Enhorabuena.

En cuanto a las escaramuzas: Escaramuza Juvenil, Charra de Tecomán, Colima, 277.66 puntos y Campeona Nacional;
En Sub-21: Escaramuza Bella Tradición de Hidalgo, 267.33 puntos y también es la primer escaramuza en su categoría, Campeona Nacional.

En equipos, categoría Juvenil:

1o.- Rancho El 50 de Veracruz, 279 puntos; 2do.- Chilchota de La Laguna, 194 y 3ro.- Hacienda Paraíso de Yucatán, 187 totales.

En la Sub-21: Selección de Jalisco, 373 puntos; 2do.- Rancho Las Palmas, de Jalisco, 261 y 3ro.- Selección de Puebla, 257 totales.

Es un buen motivo para analizar que los alcances de los jóvenes va más allá de lo que pudiera uno imaginar y es porque sostienen su competencia en una base sólida, integrada por talentosos muchachos que han encontrado en la charrería el canal de superación y éxito; así como en la vida, se estudia, se logra el éxito y luego viene la consolidación de logros, el deporte es un símil y además ofrece un espectáculo digno para la sociedad, porque conlleva la riqueza cultural, de educación y raíces de nuestro pueblo, por ello no debe enturbiarse, han de buscarse las formas, porque la denostación y agresión empaña cuanto hace la FMCh, sus directivos y minimiza hechos tan reales como estos, palpables y dignos.

Será muy justo reconocer la labor de directivos, organizadores, las familias (padre, madre y hermanos), el público, porque así esta tradición seguirá vigente y enriqueciendo sus raíces, que son unidad, convivencia y fraternidad, porque está ligada a la cultura, a la sociedad misma, a personas que aún no conocen el deporte a caballo, sus variantes, suertes y faenas charras, siempre será tiempo propicio para aportar algo bueno a este ámbito en el que convergen talabarteros, sastres, servicios, sombrereros y un sinfín de personas que encuentran incluso, un medio de vida.

La charrería es y será por siempre un referente de nuestro país, identidad de la patria en cualquier parte del mundo, su riqueza no merece ser manoseada por interese ajenos, mezquinos, debe prevalecer la honestidad y principios de hombres de bien.

Anuncios